La búsqueda de información como competencia básica



Hoy en día Internet se ha convertido en una herramienta básica para la búsqueda rápida de información, para ello han surgido los buscadores que nos facilitan encontrar información de cualquier tema de interés, en cualquier área de conocimiento, en cualquier idioma y de cualquier parte del mundo.

Un buscador es un sistema informático que busca archivos almacenados en servidores web gracias a un programa que inspecciona las páginas del World Wide Web de forma metódica y automatizada (araña, spider o Web crawler). Las búsquedas se hacen por palabras clave o a través árboles jerárquicos por temas (directorios); el resultado de la búsqueda es un listado de direcciones Web en los que se mencionan temas relacionados con las palabras clave buscadas.

Como operan en forma automática, los motores de búsqueda contienen generalmente más información que los directorios. Sin embargo, estos últimos también han de construirse a partir de búsquedas (no automatizadas) o bien a partir de avisos dados por los creadores de páginas (lo cual puede ser muy limitante). Los buenos directorios combinan ambos sistemas.

Uno de los usos más frecuentes que se les da consiste en crear una copia de todas las páginas web visitadas para su procesado posterior por algoritmo que indexa las páginas proporcionando un sistema de búsquedas rápido.

Internet se ha convertido en el gran bazar donde los usuarios buscamos información. Para ello utilizamos un buscador que la mayoría de las veces suele ser **Google**. Hoy en día resulta extraño buscar una persona que utilice Internet y no haya usado por su sencillez, el buscador de **Google**. Para realizar una consulta en Google, simplemente hay que escribir algunas palabras descriptivas (palabras clave) y presionar la tecla “Intro” (o hacer clic en el botón de búsqueda en Google) para ver una lista de resultados relevantes.

Otros Buscadores.


Profundizando en el uso de Google.


Búsqueda de frases o grupos de palabras clave.

**Google** permite buscar frases exactas agregando comillas. Las palabras entre comillas dobles (”como esto”) aparecerán juntas en todos los documentos encontrados (a menos que sean palabras superfluas, palabras especiales que requieren un signo “+”). Ciertos caracteres sirven como conectores de frases. Google reconoce guiones, barras oblicuas, puntos, signos igual y apóstrofes como conectores de frases.

Eliminar un término de búsqueda concreto.

Si queremos eliminar un término de búsqueda concreto usaremos el caracter "-" seguido del término de búsqueda que queramos eliminar.

Búsqueda restringida en un dominio determinado.

Algunas palabras, cuando se anexan con dos puntos, tienen un significado especial para Google. Una de esas palabras es el operador “site:”. Para buscar en un sitio o
dominio específico, usaremos la sintaxis “site:ejemplodedominio.com” en la casilla de búsqueda Google.

Búsqueda de Definiciones.

Aunque esté en inglés, es una opción interesante en Google la capacidad de buscar definciones de palabras. Gracias a la palabra clave "define:" seguido de la palabra que buscas, te aparecerán resultados donde se defina esa palabra. Otra forma de buscar en Google la definición de una palabra es, simplemente, preguntándole what is xxxxx.

Encontrar ficheros de un tipo determinado.

Si queremos que los resultados de la búsqueda se refieran únicamente a un tipo de fichero determinado usaremos la palabra clave "filetype:" seguido de la extensión del tipo de ficheros que queremos buscar añadiendo las palabras que queremos buscar. Por ejemplo si queremos buscar ficheros pdf de algún tema determinado añadiremos filetype:pdf en el cuadro de búsqueda junto con los términos de la búsqueda.

Uso de comodines.

Si buscamos una Frase Exacta, pero, queremos incluir palabras entre nuestra búsqueda, Google permite el uso de unos comodines. Por ejemplo, si buscamos frases tipo “los tres días”, “los tristes días”, “los tristes oscuros días”... Podemos utilizar la búsqueda “los * días”

Vínculos en caché.

Google toma una instantánea de cada página examinada mientras explora la web y la guarda en caché como copia de seguridad en caso de que la página original no esté disponible. Si hace clic en el vínculo “Caché”, verá la página web como se veía cuando fue indexada. El contenido caché es el contenido que Google usó para juzgar si la página es una buena coincidencia para su búsqueda.
La página almacenada en caché se mostrará con un encabezado que recuerda que se trata de una versión caché de la página y no la propia página. Los términos que
coinciden con su consulta están resaltados en la versión caché para que le sea más fácil saber por qué su página es importante. El vínculo “Caché” no estará presente en los sitios que no han sido indexados, ni tampoco en aquellos sitios cuyos dueños han pedido que se elimine el contenido almacenado en caché.

Páginas similares.

Cuando hacemos clic en el vínculo “Páginas similares” en uno de los resultados de una búsqueda, Google automáticamente explora la web para encontrar páginas que estén relacionadas con este resultado.

El botón "Voy a tener suerte".

El botón "Voy a tener suerte" de Google te llevará directamenteal primer enlace de la lista de los resultados de búsqueda. Esto puede ser realmente útil en las ocasiones en las que sabes que determinada página web está en la primera posición de los resultados, pero no te acuerdas exactamente de la URL (dirección). Simplemente con teclear la palabra en Google y pulsar "Voy a tener suerte", serás redireccionado a la página deseada.

Búsqueda avanzada.

El enlace "Búsqueda avanzada " nos provee de una serie de filtros que nos permiten concretar la búsqueda usando criterios anteriormente comentados y algunos otros más.